Ojo Lloroso o Lagrimeo, 95% de éxito



Otra patología muy frecuente que tratamos es la de la obstrucción de las vías lagrimales, que provocan lagrimeo, y de lo que se trata es que el paciente deje de llorar. El paciente explica que le llora el ojo frecuentemente, hace ya algun tiempo, que no le mejora, que es muy molesto, en ocasiones viene con el pañuelito en la mano…en estos casos investigamos a que nivel tiene la patología, y a partir de aquí, con técnicas quirúrgicas que hemos desarrollado podemos corregir el lagrimeo con un alto grado de éxito: hasta ahora no se pensaba que se podían obtener estos resultados, pero en estos momentos podemos conseguir hasta un 95% de éxito en el tratamiento del lagrimeo por obstrucción del conducto lagrimal.